Las fundiciones de cobre chilenas se enfrentan a problemas por el uso de quemadores de llama libre, como es la baja eficiencia térmica <31%, altos costos de energía, el daño severo del material refractario en canalas y moldes, y poco control de las emisiones de CO2, CO y NOx.

Por esta razón, QUEMPIN ofrece un quemador de gas eficiente y de bajas emisiones, que puede ahorrar al menos un 20% en el consumo de combustible de gas, aumentar la productividad en un 40%, y disminuir a un 25% los costos relacionados con la reparación de material refractario, sin afectar la calidad del producto final.

Más información: www.quempin.cl/